lunes, 18 de enero de 2016

Bilocación – Luciano Doti & Rolando José di Lorenzo


—Dicen que los extraterrestres están hace mucho tiempo aquí en la Tierra.
—Dicen tantas cosas… ¿A qué viene ese comentario?
—¿Viste Jorge, nuestro compañero, que el lunes no faltó y estuvo las ocho horas con nosotros?
—Sí, ¿qué tiene?
—Mi mujer lo vio a la misma hora en el centro, caminando en las inmediaciones de la Secretaría de Inteligencia. La capacidad de estar en dos lugares al mismo tiempo se conoce como bilocación.
—Pará, no seas paranoico, sería un tipo muy parecido…
—Se infiltran en los organismos de inteligencia de todos los países para controlarnos.
—Pero ¿cómo puede ser Jorge un extraterrestre?
—No sé si él particularmente lo es, o si los extraterrestres son replicadores de cuerpos. Capaz que lo copiaron.
—¿También eso….copiones? Me parece que tenés una mala imagen de los aliens —gritó Cacho, ofuscado y agresivo.
—Che, no es para tanto, ni que fueras uno de ellos —solté con toda mi gracia, que parece que no fue tanto, porque Cacho se puso de pie y tomándome por las solapas me gruño al oído:
—¡Y si lo fuera, qué! O acaso creés que ustedes son los mejores… los reyes del espacio, los únicos seres de la creación; me tienen podrido.
No podía dar crédito a mis oídos, ¿Cacho era un extraterrestre? No, no puede ser; es mi amigo de toda la vida. Se me cortaron los pensamientos cuando lo vi llorando desconsoladamente al tiempo que murmuraba:
—¡Siempre nos discriminaron… nunca nos amaron… nunca! ¡Son y serán unos salvajes!

No hay comentarios:

Publicar un comentario